El pasado 19 de octubre fue aquí el Día de la Madre.

Una madre es para mí alguien que permite que un alma encuentre ese cuerpo que la conciencia necesita para encarnar y evolucionar.

Una madre también permite que la existencia continúe y que el milagro de un cuerpo perteneciente a otro cuerpo sea vida antes de salir y de llegar al planeta.

Una madre es el universo entero mientras alimenta a ese ser que somos todos en él y en ella. Por encima de distanciamientos, de muerte física, de separaciones y de quilombos terrícolas, amo y amaré incondicionalmente a todas las madres del mundo, a la madre que me permitió encarnar en este cuerpo, a la madre que me permitió ser padre de mis hijos, a la madre que no pudo tener hijos conmigo, a las madres que no supieron ser madres y a la madre naturaleza que me permite ser parte del Todo.

Ser madre no es parir, no es un embarazo, no es un decreto de maternidad o una custodia legal. Ser Madre es ser Vida. Ser Madre es ser Ser y yo soy Ser, yo soy tú, tú eres mí, y todos somos el Uno en nuestra casa, nuestro hogar: el Universo.

sara-gregori-cazenaves

Añado una foto de mi vieja con uno de sus hijos al que llamaron Guillermo y otra de la madre de mis hijos al nacer nuestro tercer bicho hermoso: Elizabeth.

 1956